‘Entre todos’, del artista agüimense Francisco Suárez, alcanza los 9,5 metros de altura y supera las 5 toneladas de peso

El acceso principal a la Zona Industrial de Arinaga por la carretera general GC-100 cuenta desde hoy con un nuevo atractivo. Se trata de ‘Entre todos’, la nueva e imponente escultura de gran formato realizada por el artista agüimense Francisco Suárez, licenciado en Bellas Artes y profesor del Instituto de Educación Secundaria Joaquín Artiles. La obra, de 9,5 metros de altura y más de 5 toneladas de peso, ha quedado instalada en la rotonda de Montaña San Francisco, de entrada y salida tanto al polígono como a la Playa de Arinaga.

La escultura conmemora el 50 aniversario de creación de la Zona Industrial de Arinaga, haciendo alusión al esfuerzo colectivo que ha supuesto el desarrollo de esta área empresarial, la más importante de Canarias. En sus más de 6 millones de metros cuadrados de superficie, el polígono de Arinaga alberga a unas 650 empresas dedicadas a más de 300 actividades diferentes, en las que trabajan más de 7.000 personas de forma directa y unas 10.000 de forma indirecta. Está considerada una de las áreas empresariales más modernas y pujantes de toda España, zona industrial de referencia a nivel europeo por sus iniciativas relacionadas con la sostenibilidad o el medio ambiente y ejemplo de éxito de colaboración público-privada, por la implicación de empresas y administraciones públicas para su crecimiento y consolidación. 

La instalación de esta nueva obra artística se produce una semana antes de la celebración del 5º Congreso Nacional de Áreas Empresariales, un evento que durante dos días –6 y 7 de octubre– reunirá en el Teatro Auditorio Agüimes a representantes de las principales zonas industriales de toda España. El Congreso está organizado por la Confederación Española de Áreas Empresariales (Cedaes) y tendrá como anfitrión a Ecoaga, la Entidad de Conservación de la Zona Industrial de Arinaga. Contará con mesas de debate y ponencias centradas en temas como la implementación de los objetivos de desarrollo sostenible en las zonas industriales, las comunidades energéticas industriales o la colaboración institucional para la gestión del suelo industrial, asuntos en los que la Cedaes considera a la Zona Industrial de Arinaga como un modelo a seguir.